La juventud del siglo XXI

Se sabe que la juventud ha mejorado y empeorado por igual en muchos puntos importantes, y que es lógico pensar que ahora la juventud “no es como la de antes” pero tampoco hay que caer en el error de generalizar diciendo “qué mala es la juventud de hoy en día” porque no es lo correcto.

Como todos sabemos, la juventud es una generación de personas que comprenden entre los 12 y casi los 30 años de edad; y que contiene dos 2 etapas de la vida importantes: la adolescencia y el adulto-joven. Científicamente se ha comprobado que los chicos y chicas maduran y desarrollan completamente su personalidad y su cuerpo hasta que cumplen los 25 años de edad; los hombres pueden llegar hasta los 30.

Ahora, ¿Qué es lo que ocurre con nuestra juventud en nuestra actualidad?

Es algo complejo de explicar porque se puede encontrar de todo en el mundo juvenil; jóvenes totalmente adaptados, maduros y responsables hasta aquellos que tienen problemas de actitud y adaptación en la sociedad, los que son víctimas de la propia sociedad misma. En la juventud, sea cuál sea la época, se puede encontrar muchas cosas en común en cuanto a formas de comportarse por los cambios biológicos y psicológicos. Pero aún así, hay muchas diferencias entre ellos que todo tiene relación con el desarrollo social en cuanto a educación familiar, la tecnología, la política, la cultura e ideologías. Para los adolescentes y jóvenes, lo más importante son la moda (en general), la amistad y el amor, el aspecto físico, la música, pertenecer a un grupo social, la tecnología y las relaciones interpersonales.

Moda: Puede clasificarse en varios tipos, aparte de la ropa y sus accesorios (moda de los años 50-70), puede surgir con la música, los movimientos juveniles, la tecnología (teléfonos móviles, mp4, consolas…), Internet y redes sociales (Messenger/Chats, Haboo, Youtube,Twitter, Facebook, Tuenti, Blogger, Hi5, Whatsapp, etc), la autoimagen (aspecto físico, peinados, piercings, etc), entre otros.

Movimientos juveniles: Los movimientos juveniles empezaron a aparecer en procesos sociales que han estado vinculados en transformaciones estéticas relacionadas con la música (rock & roll, punk, hip hop y música emo), aficiones o moda (anime), ideales y cuestiones éticas (revolución sexual, pacifismo frente a las guerras, etc) con el movimiento hippie.

La razón de que muchos jóvenes pertenezcan a un grupo social sea cual sea, es porque necesitan pertenecer a un grupo y tener una identidad y una presencia ante la sociedad. Además de que dan la oportunidad de pertenencia, los movimientos juveniles dan importancia a sus sentimientos y sus ideales, causar impactos en el mundo siendo positivamente o negativamente y construyen su propio futuro a partir de su identidad personal. Además se crea relaciones con otros jóvenes de otros países que tengan los mismos ideales o se complementen.Además, hay que resaltar que hay enfrentamientos y desprecios entre los movimientos juveniles simplemente porque no hay respeto, no comparten las mismas ideologías o valores morales, no hay puntos en común, se infravaloran entre ellos, etc.

Hay muchísimos tipos de movimientos juveniles actuales que son los siguientes: rockeros, metaleros, reggeatoneros, hippies, punks, emos, pokemones, floggers, grunges, raperos (Hip hop), otakus, tecktonik, jumpstyle, Skin Heads, ska, los pijos (españa) [fresas (méxico), los chetos (paraguay, argentina, uruguay), gomelos (colombia), cuicos (chile), pitucos (perú;), sifrinos (venezuela), pipis (costa rica), pelucones (ecuador), jevitos (república dominicana), yeyés (panamá;), preppies y valley girls (estados unidos) y caqueros (guatemala)], los mockers, góticos, los cani (españa)[ wachiturros (argentina), chacas (méxico), ñeros (chile)], los gamers y frikis.

Aspecto físico: La imagen corporal juega un papel muy importante en las relaciones interpersonales y en la formación y desarrollo de la autoestima. Es por eso que un adolescente/joven tiene que estar a la altura o seguir los patrones que marca la moda. Parecerse a famosos u otros personajes es algo que preocupan mucho a los jóvenes.

La preocupación extrema en el aspecto físico también afecta en la alimentación, de ahí que haya tantos casos de anorexia y bulimia. Estos trastornos alimenticios son tan graves que pueden provocar daños severos en la salud e incluso la muerte. La mayoría de la responsabilidad viene por nuestra sociedad, a través de los anuncios, que impone un modelo de belleza irreal e insano. La otra parte de responsabilidad viene del modelo familiar y la educación recibida de él.

Actualmente las modas de los años 40, 50 y 70 regresan como moda juvenil.

Música: Normalmente, el tipo de música más escuchado entre los chicos es el rock/metal, reggeaton, rap, house y hip-hop. Entre las chicas es el rock-pop y pop, aunque en algunas (muy pocas, pero las hay) también es el reggeaton y el metal.

Hay que destacar que en general y sin contar con la minoría, los chicos se rigen más por cantantes o grupos musicales muy famosos e importantes entre los años 50-90 (años 50-70 en grupos de rock y 90 en house, hip-hop, rap, etc), mientras que las chicas se rigen más en cantantes y artistas mucho más actuales; como se dicen, los artistas “boom”.

Amor: El amor en los jóvenes adolescentes no ha cambiado en absoluto, es muy superficial, es bastante sexual y no sentimental; es como algo muy alegre e intenso, y se sufre mucho. Aparecen los amores platónicos, hay mucha ilusión por tener un primer amor, el enamoramiento no es real sinó una distorsión de la percepción de la persona (exageración de las cualidades y creencia que es el amor de su vida), sólo hay atracción física y de personalidad, no hay compromisos, hay infidelidades en cuanto aparece otra persona que le atrae…todo se rige por sus niveles disparados de hormonas e inmadurez. En la adolescentes es muy fácil recuperarse de un amor que no cuajó porque enseguida se puede conocer más personas de su edad y aparece otro amor con mucha facilidad.

En el caso de los adultos jóvenes, el amor es mucho más complejo ya que normalmente (aunque hay que admitir que hay excepciones) a partir la mayoría de edad ya se busca un amor real y que sea una relación estable, no buscan el típico “tonteo” ni “noches locas” con desconocidos, se evitan las infidelidades, se crea un mínimo de compromiso de futuro y hay más cercanía, respeto y comunicación en la pareja. Hay que saber que estas características aparecen en parejas que son maduras para su edad y que todo depende de cómo sea su personalidad, su entorno familiar y amistosa y su educación (académica, familiar).

Amistad y otras relaciones: Para los jóvenes, la amistad es imprescindible, lo más valorado e importantísimo en sus vidas; tanto que es una de las bases para sentirse bien con uno mismo. De la amistad surge los sentimientos hacia los demás, sean positivos o negativos, y básicamente todos los valores que se manifiestan en una relación. La coincidencia de estos valores, sea muchos o pocos, determina el grado de amistad. En un grado mínimo la amistad se basa únicamente en compartir algún momento de ocio o diversión, y en un grado máximo es compartir todo, hasta el punto que la amistad se transforma en amor.

También existe el compañerismo, la solidaridad hacia otros jóvenes o colectivos sociales generales, el trabajo en equipo y la ayuda mútua o “trueque”. Otras relaciones presentes en los jóvenes del tipo negativo pueden ser la envidia, el egoísmo y el odio hacia otro joven o adulto.

Consumo de productos tóxicos: drogas, alcohol, tabaco: Para un adolescente/joven empezar a consumir drogas, alcohol y tabaco es sinónimo a libertad, pertenecer a un grupo de amigos y obtener una identidad, el alcohol y el tabaco son dos sustancias legales, de fácil acceso y su consumo están bien vistos en la sociedad. El interés y ganas de probar cosas nuevas y el deseo de pertenecer a un grupo determinado de amigos son las razones de porqué ellos caen fácilmente en la adicción y a consumirlos. Es común ver como adolescentes de 13 a 15 años empiezan a fumar, y los jóvenes de a partir 16 años beban alcohol de forma excesiva cuando sale de fiesta y/o discotecas los fines de semana.

Entretenimiento: videojuegos, TV, Internet, etc. Los jóvenes han dado una importancia relevante a los videojuegos, dejando en segundo plano a los juguetes clásicos, la música y la televisión.

Se ha descubierto que los videojuegos presentan muchos aspectos positivos (en mi artículo Videojuegos: virtudes y defectos lo analizo y lo explico más detalladamente) para el crecimiento físico, el desarrollo cognitivo, la comunicación interpersonales del joven, incluso se culturizan mientras se divierten. También, por supuesto, los videojuegos tienen aspectos negativos como la adicción.

En la actualidad hay una creencia en el mundo adulto que los videojuegos sean capaces de producir y generar conflictos sociales (asesinatos, violencia en las calles sean peleas o delincuencia), mala actitud/comportamiento ante los demás y situaciones, etc. Hay que tener en cuenta que para que esto suceda se necesita que haya más factores presentes como la educación, el tipo de entorno familiar y social y sus relaciones, la madurez del jugador como para diferenciar la realidad-mundo del videojuego y lo que está bien y mal.

La influencia de la televisión funciona de la misma manera que los videojuegos, en el sentido de que la televisión puede aprender de la televisión de forma positiva y negativa. La televisión, por tanto,puede exponer a los más jóvenes a aprender tipos de comportamiento y actitudes que pueden ser agobiantes y difíciles de comprender.

En el mundo de Internet, los lugares preferidos y más visitados por los jóvenes son las redes sociales como Youtube, Facebook, Twitter y aparte el uso del messenger y salas de chat es muy común. Hay mucha dependencia respecto a Internet, incluso cierta adicción, pero también es una forma de comunicación, entretenimiento y aprendizaje. Los jóvenes se sientes satisfechos de poder tener este servicio y compartir estados de ánimo, consejos, ayudar, jugar y expresar todo lo que se les ocurra a distancia cuando cara a cara no pueden decir o no se atreven.

Normativas familiar, educativa, social, política, sanitaria: no es raro ver -y ni siquiera algo tan terrible- cómo los jóvenes son reacios o rebeldes a aceptar las normas, es más, es algo natural en ello, y más es común en el mundo adulto, que se hace lo que se da la gana incluso siendo muy obediente a ellas el 99% de las veces.

Los jóvenes que desprecian las normas en general son, a veces, progresistas y firmes seguidores de los cambios sociales rápidos, también suele ser rebeldes contra la sociedad o las personas que imponen ciertas normas que no están de acuerdo. Este tipo de comportamiento es algo muy característico de ellos porque intentan expresar su deseo de cambio social luchando y dejando de adoptar convencionalismos y normas sociales. Cuando no aceptan o cumplen las normas y límites impuestos, los jóvenes se muestran rebeldes y manifiestan desacuerdo, oposición, sublevación de distintas formas (murmurando, gritando, reclamando…) e incluso pueden utilizar la violenta física hacia las otras personas o destruyendo objetos. Es entendible pero no defendible esa actitud anti-normas y anti-sistema que se puede apreciar mucho en estos últimos años.

La mejor manera de mostrar la rebeldía sin provocar problemas es hacerlo de forma pasiva, mostrar que se tiene cojones pero sin utilizar la violencia,  dar razones y opiniones que sean socialmente correctas, bien argumentadas, y sean aceptadas y compartidas en la sociedad. Si este tipo de rebeldía es por unas condiciones justas y por un mundo mejor es muy buena señal. ¿Y quién mejor que los jóvenes y adolescentes para que lo hagan?

También existe otra cara de rebeldía que es cuando existe una fuerte influencia por estas normas y se produce un exagerado temor y posterior inseguridad y sentimiento de inferioridad que hacen que incumplan dichas normas de forma incontrolada para demostrar su independencia de las opiniones de los demás y con rasgos externos de superioridad. Pero la verdadera independencia de las normas sociales se demuestra generalmente con una cierta flexibilidad y tolerancia, incluso no juzgar a los que no lo cumplen en un momento determinado.

Hay que entender la mentalidad joven, los jóvenes que ponen en duda lo que se le han impuesto hasta el momento, le hacen sentir más fuertes, se creen en condiciones de comprenderlo todo y su pensamiento se autonomiza. Destruyen el modelo de sus padres para construir su personalidad, o incluso, se basan en ellos, como una versión “mejorada”. Pero no hay que pensar siempre que el adolescente es rebelde de las normas porque quiere y por sus cambios que sufre, sino que en el fondo desea que las reglas evolucionen y se adapten a sus necesidades, su forma de pensar y sus sentimientos. Lo que se tiene que tener en cuenta, por tanto, es que los adolescentes y muy al principio siendo adultos jóvenes, se mueven por su psicología y no por su lógica, aunque este tipo de conducta va cambiando cuando el joven se va convirtiendo en adulto. 

Los comportamientos de oposición hacia los padres, profesores, políticos, personal sanitario, etc que experimentan no es más que el resultado de una mezcla de diferentes factores personales (fisiológicos y psicológicos), sociales, ambientales y culturales que hacen que se comporten de una forma determinada, por lo que la educación familiar es la base que un niño debe recibir para que no sea un adolescente problemático. Si la familia se desentiende o no educa a sus hijos correctamente, éstos ven que pueden hacer lo que les da la gana porque sus padres no le regañarán, porque no se le marcan unas normas a los cuales seguir, unos límites y cuándo comportarse de una manera o de otra, y entonces el adolescente se pautará su propio comportamiento, siendo rebelde para todas las normas que encuentre y para todo aquello que se le pida o se le imponga, incluso pueden meterse en el mundo de las drogas, en pandillas problemáticas e incluso tener relaciones sexuales prematuras.

Pero aparte de la familia, la parte social (grupo de amigos, conocidos, vecinos…) también influye en el adolescente y provoca que tenga “malas compañías”. La aceptación de los límites está relacionada con aceptar las frustraciones y los fracasos. Si el adolescente siempre ha conseguido todo lo que quiso cuando fue niño al quejarse y cediendo siempre para darle sus caprichos, a medida que irá creciendo se sentiría enfadado y rebelde cuando no pudiese conseguir todo lo que desea, por lo que tiene que aprender que no todo se puede hacer o tener.

¿La mejor manera de evitar todos estos problemas? Pactar con ellos, si quiere algo deberá hacer otra cosa a cambio para conseguirlo;  si lo consigue conseguirá aquel premio o cosa que desea y que se ha pactado, si no lo hace, no lo tendrá. Y sobretodo muy importante, cumplir todos los pactos y garantizar que se podrán cumplir, sino no será una forma justa de que un adolescente o joven no independizado cumpla las normas y las respete, y que además, predominará la desconfianza y las trampas.

– Opinión personal –

Perteneciendo yo al mundo juvenil de los veinteañeros, qué puedo decir, es una etapa muy bonita y estable, muchísimo más que la adolescencia que te parece una mierda casi el 90% de las veces. Ya soy más madura y más inteligente, ya no tengo “la edad del pavo”, los adultos ya me respetan un poco más…o no, depende con quién se me cruce y cómo sea esa persona. Y también empiezo a tener ganas e ilusión de comenzar mi vida independiente y formar mi propia familia…Pero claro, esto tiempo al tiempo.

Lo bueno de ser adulto joven es que tienes más libertad para hacer lo que desees en tu tiempo libre; puedes jugar a videojuegos y ver anime si te gusta, estar en redes sociales y foros, salir a pasear o ir de fiesta, tener un amor estable, se tiene amigos 100% confiables, entiendes muchísimas cosas de adultos que antes siendo un adolescente no te enterabas, hay relación con la sociedad en general, etc.

También tiene sus puntos negativos, hay más ansiedad por las responsabilidades que te caen encima que son mucho mayores que en la adolescencia, tienes más estrés en trabajo/universidad, hay veces que las hormonas te hacen una mala jugada (te cambian el carácter, sobretodo en chicas)…

Pero bueno, pienso que el mundo juvenil tiene cosas buenas y malas, como en todas las épocas de la vida. También hay aspectos positivos y negativos en la infancia, en la adultez, en la madurez y en la vejez, así que la etapa juvenil no tiene porqué ser la etapa más detestada y que se convierta la menos valorada ya que es una época aún de aprendizaje, de iniciar tu propia vida con independencia familiar y además se tiene cierta madurez para que una persona se dé cuenta de las cosas y lo que es importante o no.

Los jóvenes de mi quinta no son tan “irresponsables” o “rebeldes” porque ya superan los 20 años y emocionalmente están más estables (sí, también hay excepciones), las chicas y chicos empiezan a independizarse o a vivir en pisos de estudiantes con otros jóvenes sin dejar de tener contacto familiar, y ya se organizan su propia vida. Al principio es duro, pero si se sabe hacer las tareas del hogar (incluido cocinar) y eres responsable con tus asuntos y sabes administrar y utilizar bien tu economía, las cosas se volverán más a tu favor y no tendrás problemas.

Anuncios

18 pensamientos en “La juventud del siglo XXI”

  1. mmm que opinas acerca del nuevo mundo juvenil es claro que nosotros ya no somos tan jóvenes si bien tienes 20 años naciste y perteneces al mundo del televisor e Internet, puede ser si que nos adaptamos al mundo de las redes sociales, mas los niños de ahora nacieron en ese mundo, por ejemplo tu tienes un punto de vista desde el cual cuando tu tenias 10 años, pero muy diferente lo es del niño de 10 años ahora, bien si tienes un hermano o hermana menor de esa edad es muy diferente a como lo eramos nosotros, esa es mi latente pregunta.

  2. hola sara queria decirte que p`rimeramente me perdones por no pedirte permiso pero en la escuela dejaron un trabajo sobre hacer una pagina web y el tema que mas me agrado fue este entonces despues de horas de investigacion encontre tu pagina y utilize la meyoria de informacion tuya en la mia pero despues coloque un comentario diciendo que la informacion la habia sacado de wikipedia y de aqui

    espero que no te moleste y perdona la molestia

    1. Para nada! Es un placer que hayas utilizado mi información para tus trabajos y hayas puesto que parte la sacaste de aquí :D No te preocupes por nada y gracias!

  3. vaya me dejaste sin palabras te admiro mucho y toda la información que me has dejado grabada en la mente es cierta

  4. La única opinión y a la vez pregunta sera que habrá citas bíblicas que nos pueda guiar en cuanto a estos

  5. Gracias por el apoyo y por un reporte de primer mundo acerca de la juventud , me agradaría platicar contigo acerca de una investigación que estoy haciendo, si aceptas te anexo mi correo electrónico y por este medio nos ponemos en contacto.
    de antemano gracias por la atención excelente titulo.

    austria.jose.duran45130@gmail.com

    1. Es todo un placer ibarraf! Gracias a ti por leer y comentar en mi artículo. Quería preguntarte aquí mismo, ¿qué tipo de investigación haces? respondeme aqui si no te es molestia y no es algo privado. Un saludo.

  6. Muy completo la verdad, y buen uso de palabras me encanto tu forma de expresar hacia la realidad de la juventud de hoy en día. Estoy de acuerdo contigo con la parte en la que dices al principio que la juventud no es como antes, pero eso no quiere decir que este completamente perdida. En pocas palabras quede fascinada :D muchas felicidades me sirvió de mucho

    1. ¡Gracias por comentar, por tus felicitaciones y tus buenas palabras! Este es de este tipo de artículos que uno tiene que investigar para que salga así de completo y estoy orgullosa del trabajo gracias a los comentarios que recibo. Me alegro que te haya gustado mi forma de expresarme y te sirviera de mucho la información.

      Un saludo.

    1. Gracias a ti, Yuleidys! Es todo un placer que te sea de ayuda y te haya gustado.

      Un saludo

¿Algo qué decir? ¡Dime tu opinión!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s